Preguntas y respuestas

P1. ¿Cuál es el problema?

R1. – Durante los últimos años, se han producido varios accidentes debido a que las cápsulas de detergente líquido han caído en manos de niños pequeños. Algunos de estos accidentes han sido graves y hay niños que han tenido que pasar un tiempo en el hospital para recuperarse. Las cápsulas de detergente líquido son seguras si se guardan y utilizan siguiendo las instrucciones. Sin embargo, cuando una cápsula cae en manos de un niño y su contenido entra en contacto con él, pueden producirse accidentes. Esto resulta especialmente peligroso cuando hay niños pequeños, que tienden a metérselo todo en la boca. Por lo tanto, las cápsulas de detergente líquido siempre deben guardarse fuera del alcance de los niños, antes y después de utilizarse.

P2. ¿Qué puede suceder si se ingiere accidentalmente el producto?

R2. - Si se ingiere por accidente, es posible que el detergente líquido provoque vómitos (denominado “síndrome emético intenso”). En función de la cantidad que se ingiera, pueden producirse numerosos episodios de fuertes vómitos que, en ocasiones, se prolongan durante varias horas. Pueden producirse complicaciones si, durante estos episodios, el niño inhala por accidente mientras está vomitando, por lo que podría necesitar tratamiento hospitalario. En caso de ingestión, llama al servicio de información toxicológica o busca atención médica. Si un niño ha ingerido detergente y no está vomitando, no intentes provocárselo.

P3. ¿Cuáles son las posibles consecuencias del contacto accidental con la piel o los ojos del producto?

R3. – El contacto con los ojos puede provocar una irritación grave. Si ocurre, puede ser extremadamente doloroso. Por lo tanto, es muy importante aclararle los ojos con agua durante varios minutos para eliminar todo el detergente. En las incidencias que se han notificado hasta ahora, no se han observado daños a largo plazo en el ojo tras la exposición a cápsulas de detergente líquido. El contacto con la piel puede provocar irritación, especialmente si el detergente permanece en contacto con la piel durante mucho tiempo. Además, en este caso, es necesario enjuagar la piel minuciosamente. Llama al servicio de información toxicológica o busca atención médica

P4. ¿Por qué provocan las cápsulas estos problemas de salud?

R4. – El detergente líquido que hay dentro de las cápsulas está muy concentrado, dado que una sola cápsula contiene la cantidad total de ingredientes de detergente necesarios para una carga de lavado. Si un niño muerde una cápsula, la capa soluble en agua que contiene el detergente puede romperse y liberar su contenido. Debido a su alta concentración, puede provocar reacciones graves tales como vómitos fuertes o irritación.

P5. ¿Qué hace la industria de los detergentes para evitar tales accidentes?

R5. - Los fabricantes de cápsulas de detergente líquido se toman muy en serio la seguridad de sus clientes. Además de modificar los envases y los productos, proporcionan orientación sobre todos sus envases a través de una pegatina amarilla y mediante campañas de información proactivas tales como la campaña europea de A.I.S.E. Iniciativa “Aleja las cápsulas de los niños”, incluido este sitio web multilingüe.

La industria europea de los detergentes, comprometida con la seguridad de los consumidores, adopta medidas continuamente para evitar incidentes. Al mismo tiempo, la industria destaca que, al igual que cualquier otro detergente, las cápsulas de detergente líquido deben guardarse en un lugar seguro antes y después de utilizarse y deben mantenerse fuera del alcance de los niños. Es fundamental que consumidores reciban información constantemente para garantizar un uso seguro de las cápsulas de detergente líquido.

A.I.S.E. La iniciativa “Aleja las cápsulas de los niños” cuenta con el apoyo de la Alianza Europea para la Seguridad Infantil y de más de 20 socios en Europa, incluidos los ministerios, servicios de información toxicológica y asociaciones para la seguridad.